miércoles, 12 de abril de 2017

TARTA REINA DE SABA CON HELADO DE MANGO




Esta deliciosa tarta está indicada para todos los adictos e incondicionales al chocolate. Es muy importante utilizar ingredientes de calidad para que el resultado sea óptimo.  Fácil de hacer, e aquí una forma más de seducir a nuestros invitados. Se puede acompañar con una bola de helado de mango. ¡Divina! 









PRESENTACIÓN 
-------------------------
Sobre una tartera servimos la tarta cubierta de un baño de chocolate y mantequilla y espolvoreada con almendra crocante, acompañada de una bola de helado de mango.


INGREDIENTES    //  para 8 personas
-------------------------------------------------------
  • 115 g de chocolate para fundir
  • 115 g. de mantequilla reblandecida
  • 135 g. de azúcar en polvo
  • 3  yemas de huevo
  • 3 claras de huevo
  • una pizca de sal
  • 1 cucharada de azúcar
  • 50 g de harina de almendra 
  • 70 g de harina de repostería
  • 5 gotas de esencia natural de almendra 
  • almendra granulada para decorar
  • 1 L de helado de mango

UTENSILIOS
-------------------
  • Un molde redondo desmontable de 20 cm de diámetro.
  • Papel sulfurizado o de horno.
  • Un batidor de varillas o una batidora eléctrica
  • Dos cazos, uno grande y otro más pequeño, que quepa dentro del grande.
  • Una espátula de silicona.

ELABORACIÓN
-----------------------
  1. Precalentar el horno a 180 º C. Forrar de papel sulfurizado y engrasar y enharinar un molde redondo desmontable de 20 cm. de diámetro.
  2. Poner el chocolate  a derretir en un cazo al baño maría. 
  3. Separar las claras de las yemas.
  4.  Batir bien la mantequilla con el azúcar hasta obtener una pomada. Añadir las yemas de huevo y mezclar bien.
  5. Montamos la claras a punto de nieve con la sal hasta que formen picos suaves. Añadimos la cucharada de azúcar blanquilla. Seguimos batiendo hasta conseguir un merengue firme.
  6. Con la espátula de silicona añadir el chocolate derretido a la mezcla de yemas, añadir seguidamente las almendras en polvo y  la esencia de almendras. Mezclar. Ahora añadimos la cuarta parte de la claras, mezclamos con movimientos envolventes, echamos dos cucharadas de harina tamizada, mezclamos con suavidad y volvemos a repetir la operación  dos veces más, alternando claras y harina, hasta terminar de añadirlas en su totalidad. (*Consejo: Tamizar la harina directamente en la masa con colador o tamiz.)
  7.  Verter la masa en el molde y hornear a altura media sobre bandeja de horno  25 minutos.  Cuando esté listo, debe quedar por los laterales firme y por el centro con el chocolate derretido, sin cuajar, de modo que si pinchamos una aguja en el centro, salga manchada con el chocolate. Esto tiene que ser así, porque al enfriarse adquirirá mayor consistencia. Dejaremos enfriar el bizcocho en el molde 15 minutos y luego los sacaremos y lo pasaremos a una rejilla, dejándolo enfriar del todo durante una hora. Una vez esté frío el bizcocho procederemos a darle la cobertura de chocolate.

Cobertura de chocolate
-----------------------------------
Derretir 60 g de  chocolate cobertura con tres cucharadas de mantequilla al baño maría suave. Apartar del fuego y enfriar, sumergiendo el cazo en un bol con agua muy fría, removiendo hasta que adquiera la consistencia adecuada para poder extenderlo con facilidad. Con ayuda de una espátula de pastelería, cubrir el pastel. 
Cubrir en su totalidad con almendra granulada.







¡Buen provecho!

Publicar un comentario